Carrito

Hibernar la piscina es un proceso que, como expertos en piscinas recomendamos indudablemente. Son muchas las ventajas que nos ofrece realizar la hibernación en nuestra zona de baño. En cuanto a los costes de mantenimiento, notaremos un gran ahorro anual y, además, invertiremos mucho menos tiempo para que esté en perfectas condiciones una vez llegada la primavera.

¿Por qué es importante hibernar la piscina una vez llegado el frío?

El principal motivo de esta acción se basa en mantener el agua de la piscina en óptimas condiciones sin necesidad de vaciarla para volverla a llenar en verano. El ahorro en recursos hídricos es muy importante para el medio ambiente, ya que podemos evitar despilfarrar hasta 20.000 litros al año.

Te explicaremos las claves para mantener el agua de la piscina cristalina durante todo el año, en un proceso que agradecerá el medio ambiente y tu bolsillo.

Pasos a seguir

  • En primer lugar, lleva a cabo una limpieza de la piscina, limpia las paredes y el fondo. Limpia el prefiltro de la bomba y realiza un lavado del filtro si fuera necesario.
  • Un factor determinante es ajustar los niveles de pH entre 7,2-7,6. Este indicador debe medirse junto con el índice de cloro, ya que de estos dos elementos dependerá la idoneidad del agua para el baño. El valor ideal de cloro en el agua es de 1ppm (partes por millón) y de alcalinidad de 125 o 150 ppm.
  • Es importante realizar una cloración de choque. y dejar la piscina desinfectada. Deja el filtro funcionando durante 6 horas.
  • Añade un invernador (5 litros/100m³ de agua).
  • Realizar un lavado completo del filtro.
  • Baja el nivel del agua por debajo de los skimmers.
  • Añade producto invernador aproximadamente cada 3 meses
  • Cuando el manómetro del filtro está en la franja roja, indica que está saturado. En ese caso, es importante realizar un contralavado del filtro.

Cubriendo la piscina con un cobertor de invierno ahorrarás en agua y mantenimiento. La solución definitiva es el cobertor AirCover, este cobertor hinchable con forma semiesférica mantendrá el agua perfecta todo el año independientemente de las condiciones meteorológicas.